La Garita-Lomo de los Melones

Telde

Doméstico

XIV al XV

El yacimiento, ubicado en la playa de La Garita, formaba parte de un asentamiento costero del que en la actualidad prácticamente sólo quedan unos pocos restos testimoniales. Los restos del yacimiento incluyen: la denominada Estructura 1, que es una construcción de piedra, de planta tendente a cruciforme, siguiendo la morfología típica de las construcciones de habitación prehispánicas; Estructura 2, consistente en una estancia de planta cuadrangular más algunos paramentos aislados; a ellas se suma una tercera construcción inédita, localizada en el solar contiguo al estudiado. La información disponible permite considerar la existencia de un asentamiento costero de notable entidad, con una extensión bastante mayor a la restringida imagen del sitio que tenemos en el presente. Al efecto ha de valorarse la presencia de otras construcciones aborígenes en el entorno de la playa de La Garita, como son las estructuras de piedra del cercano barranco del mismo nombre, o la noticia que aporta Jiménez Sánchez en 1966, sobre una necrópolis tumular en la Punta de las Salinas o de la Mareta, también en la costa de Telde.

DATACIONES:
Material analizado: Carbón
Fecha calibrada: 1260-1310 d.C.

Material analizado: Carbón
Fecha calibrada: 1300-1430

Material analizado: Carbón
Fecha calibrada: 1290-1410

Fotos:


Industria ósea (útiles sobre cuerno)

Útil realizado sobre cuerno

Vista general del conjunto arqueológico

Industria ósea:cuernos de cabra tallados.Estructura 1- UE II- N1- L3.

Detalle de ovicaprino neonato.H-5 (columna vertebral y costillas)

Interior de la Estructura 1- UE II-N1-L2.

El estudio de la Estructura 1, ha permitido definir la existencia de un espacio funcional, dedicado al desempeño de diversas actividades relacionadas con el tratamiento de animales (terrestres y marinos), además de algunos productos vegetales, dentro de los procesos de trabajo, que tienen que ver con la preparación de los alimentos.
En ella se localizó un conjunto de útiles que se han interpretado como los instrumentos de que se valían los aborígenes para escamar el pescado. Se trata de un repertorio numeroso, realizado sobre cuernos de cabra que hasta el momento solo se ha sido registrado en este yacimiento. Asimismo y dentro del repertorio de útiles o herramientas, se han identificado numerosas lascas de tamaño grande y medio, sobre soportes de basaltos, traquibasaltos, además de microlascas de sílex y obsidianas. Se reconoce la talla in situ de los algunos basaltos y traquibasaltos.
Por su interés, también hay que considerar los restos de un ovicaprino neonato enterrado en junto a la una Estructura de Combustión 1, en la zona central de la estancia principal de la Estructura 1, cuya presencia en el depósito responde a una intencionalidad diferente a la de los otros restos fáunicos y que ha de relacionarse con gestos de naturaleza simbólica, que se hallan en las tradiciones culturales de estos grupos humanos. Para ello se excavó ex profeso, un pequeño agujero en el suelo y se depositó directamente el animal, acomodándolo a las características morfométricas del receptáculo. Es un depósito de gran interés pues representa un aspecto novedoso para la prehistoria insular, constituyendo el segundo ejemplo de estas características que se documenta en la isla de Gran Canaria.